Cladophora aegagropila, musgo de Japón

Share on twitter
Comparte

inicio > Algas en el acuario > Cladophora aegagropila, musgo de Japón

Os presento una especie de alga filamentosa que no planta de la familia Cladophoraceae, la Cladophora aegagropila, Trevisan 1843. Este grupo de algas de lento desarrollo reciben el nombre común de alga o Musgo de Japón. Están presentes en lagos del Hemisferio Norte y Japón.

No requieren de ningún cuidado especial y deben ser mantenidas en unas condiciones de iluminación moderadas para no potenciar su expansión. Actúan como filtro natural y son capaces como buenas algas de capturar grandes cantidades de nitrato y fosfato.

Además son base para la vida de muchos microorganismos como los infusorios protozoarios que pueden ser empleados para alimentos iniciales de larvas de pequeños Ciprínidos, Tetras, Bettas, pequeños Calictidos como las Coridoras y un largo etc incluidos nauplios de artemia.

Son una buena elección para pequeñas urnas sin filtro o instalaciones con plantas de aguas duras con bajos requerimientos de iluminación.

Cladophora aegagropila, musgo de Japón
Cladophora aegagropila, musgo de Japón

Se producen en origen por las corrientes subacuáticas que las van enrollando. En los comercios podemos adquirir por lo general masas de algas entorno a los 5 cm pero con un mantenimiento mínimo podemos llegar a tener bolas de estas algas filamentosas de hasta medio metro.

Requieren de aguas duras, hasta 20º dGH y alcalinas. Pueden ser instaladas por ejemplo en acuarios con sustratos de aragonita o similares donde no todas la plantas naturales van bien. Podemos mezclarlas por ejemplo con Anubias o Helecho de Java, Riccia u otras plantas flotantes incluso mantenidas con luz indirecta.

Por su origen podemos entender que no son exactamente tropicales por lo que no deberíamos mantenerlas en acuarios por encima de los 26ºC, preferiblemente 24.

No debemos instalarla en acuarios de aguas blandas con plantas naturales donde coloquemos sustratos enriquecidos, tengamos luz intensa y de calidad y aditemos CO2 o nutrientes. En este caso la Cladophora se hará plaga invadiendo incluso los objetos decorativos y mecánicos como la flauta de retorno del filtro.

Podemos mantenerlas con plantas de desarrollo rápido como las hygrophilas a las que debemos podar. Con la poda podemos eliminar aquellas hojas que hayan sido invadidas por el alga. Las hygrophilas presentan un mayor desarrollo que el de las algas que pueden desarrollarse entre lo 5 y 8 cm al año.

Cladophora aegagropila, musgo de Japón
Cladophora aegagropila, musgo de Japón

La Cladophora aegagropila a puede ser empleada como alga tapizante sujetándola hasta que agarre con gomas o hilos.

Su mantenimiento es muy sencillo. Una vez al mes aproximadamente se extrae el alga del acuario. Se compacta todo lo posible apretando con la mano y se procede a recortar exteriormente para eliminar las puntas de las algas que se desarraigan por desarrollo. Una vez podada se aclaran en agua dulce sin clorar y se devuelven al acuario.

En caso de romperse la Bola en dos podemos terminar de dividirla y comenzar la poda de las dos nuevas colonias y redondearlas para generar dos nuevas bolas o emplearlas para tapizar.

Es una fuente de alimento natural para especies vegetarianas como los Ancistrus u Otocinclus que pueden ayudar a controlar su expansión en caso de musgos pequeños.

Vídeo: Cladophora aegagropila
Autor: Amator Akwarystyczny

Leer más artículos sobre algas en acuarios marinos y de agua dulce

Los derechos de autor de todas las fotografías pertenecen a sus dueños originales. Se publican indicando el autor con intenciones divulgativas. Si algún autor siente dañados sus derechos de autor que se ponga en contacto con nosotros para proceder a retirar la imagen.

La Guía del acuario es un proyecto, personal, divulgativo sin ánimo de lucro. Todos los ingresos publicitarios de lograrse van destinados a costear los gastos de la publicación.

Share on twitter
Compartir