Trachyphyllia Geoffroyi, Coral cerebro abierto

inicio > Corales Duros > Trachyphyllia Geoffroyi

Habíamos publicado un primer contendido introductorio a las especies de coral duro denominados comúnmente como Corales Cerebro. Ahora vamos a tratar una de las especies comentadas de forma individual tratando de aportar más datos, la Trachyphyllia Geoffroyi (Audoin, 1826).

La T. Geoffroyi pertenece al a familia Trachyphylliidae, es la única especie de la familia presente en los acuarios de arrecife. Presenta un esqueleto flabelomeandroide de entre 10 y 12 cm de diámetro. Este esqueleto termina en su parte inferior en punta, aspecto éste característico y diferenciador.

Otro factor interesante es la presencia en el centro de la colonia de entre una y tres bocas, las cuales pertenecen a un pólipo independiente no siendo distinguibles unos de otros. Cuando el coral se hincha presenta una forma hemiesférica.

Recibe los nombres de Coral cerebro abierto o Coral rosa. El nombre de Wellsophyllia sp es aceptado también como nombre común de la Trachyphyllias. Existe otro coral similar con la denominación de Manicina areolata muy similar cuyo origen es el Caribe.

Trachyphyllia Geoffroyi, Coral cerebro abierto
Trachyphyllia Geoffroyi, Coral cerebro abierto

Son originarios del Océano Indopacífico, en el mar Rojo, Costas de África hasta Nueva Guinea, Papua, sur de Japón y Nueva Caledonia. Vive sobre suelos arenosos principalmente en lagunas. Es complicado encontrar ejemplares instalados en la estructura arrecifial.

Las especímenes más jóvenes se fijan con su esqueleto a través de la base a todo tipo de estructuras. Cuando estos ejemplares se desarrollan provocan la ruptura del píe. A partir de este momento lo normal es que se asienten sobre la arena. La colonia infla sus tejidos para evitar hundirse en el lodo marino.

Viendo al animal cerrado es difícil imaginarse el tamaño que puede alcanzar al hincharse. Es por ello por lo que debemos dejar bastante espacio libre a su alrededor. El tamaño con el animal totalmente hinchado puede oscilar entre los 25 y 30 cm de diámetro.

Los ejemplares sanos muestran en acuario unas tonalidades vivas y sus tejidos deben de sobresalir cubriendo el exterior del esqueleto sin signos de desprendimientos.

La Trachyphyllia Geoffroyi es una especie de las catalogadas como sencillas de mantener. Para ello nos bastará con asegurar unas condiciones acuáticas correctas y estables con niveles constantes de Calcio, 420 ppm y estroncio 8mg/l.

Trachyphyllia Geoffroyi, Coral cerebro abierto
Trachyphyllia Geoffroyi, Coral cerebro abierto

En el tejido coralino el coral presenta algas simbiontes zooxantelas siendo estas las responsables en gran parte de cubrir sus necesidades alimentarias. Debemos ofrecer por tanto una luz adecuada con la intensidad suficiente.

La coloración del animal nos indicará las necesidades lumínicas que debemos ofrecer. Animales pardos y verdes normalmente fluorescentes requieren de alta intensidad lumínica. Las variedades rojizas prefieren una iluminación más tenue.

Requieren de cierta corriente pero no directamente sobre la colonía ya que podría provocar un desprendimiento del tejido coralino de la base de carbonato.

Por la noche las Trachyphyllias varían su morfología sacando sus tentáculos. Cuando esto ocurre puede ser alimentada como pequeños trozos de manto de mejillón o artemia congelada. Alimentar al coral favorece el desarrollo de los tejidos. Deberemos tener la precaución de no sobrealimentar.

Trachyphyllia Geoffroyi, Coral cerebro abierto
Trachyphyllia Geoffroyi, Coral cerebro abierto

Estos corales cerebro se reproducen por brote o por vía asexuada a través de la creación en el interior de los tejidos de un nuevo esqueleto independiente del principal. Según se desarrolla esta nueva colonia irá provocando la elongación y la ruptura definitiva de los tejidos que la unen a la colonia madre.

Las Trachyphyllias como norma general se adaptan bien a las instalaciones reef presentando una longevidad superior a los 10 años.

Leer más artículos sobre corales duros

Los derechos de autor de todas las fotografías pertenecen a sus dueños originales. Se publican indicando el autor con intenciones divulgativas. Si algún autor siente dañados sus derechos de autor que se ponga en contacto con nosotros para proceder a retirar la imagen.

La Guía del acuario es un proyecto, personal, divulgativo sin ánimo de lucro. Todos los ingresos publicitarios de lograrse van destinados a costear los gastos de la publicación.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies