Gusanos marinos: Protula, Gusano de coco y Spirobranchus, árbol de Navidad

Gusanos marinos: Protula, Gusano de coco y Spirobranchus, árbol de Navidad
Share on twitter
Comparte

inicio > Invertebrados marinos > Gusanos Serpúlidos , gusanos de coco y árbo de Navidad

Los Espirógrafos o Gusanos de abanico viven por lo general enterrados dentro de un tubo sobre el sustrato o fango marino a corta distancia de las construcciones rocosas o coralinas. Por lo general lo hace en colonias numerosas eligiendo lugares estratégicos ricos en corrientes que les proporcionen el alimento.

Como veíamos en el artículo dedicado a los Plumeros marinos, gusanos de abanico para el acuario los más conocidos por todos los aficionados y los más comunes en los comercios son los de la familia Sabellidae dentro del género Sabellastarte con especies como Sabellastarte spectabilis, S. magnifica o S. sanctijosephi.

Entre los aficionados al acuario litoral también son muy populares las especies del Mediterráneo como la Sabella pavonina y el Spirographis spallanzani.

Gusanos marinos: Protula, Gusano de coco y Spirobranchus, árbol de Navidad
Gusanos marinos: Protula, Gusano de coco y Spirobranchus, árbol de Navidad

La diferencia entre los gusanos Sabélidos y los que nos ocupan denominados Serpúlidos es que estos últimos generan su cavidad tubícola de forma calcárea pudiendo llegar a vivir incrustados en la roca de forma permanente sobresaliendo unos pocos centímetros de ésta.

Una de las especie tipo es la Protula magnifica conocido generalmente como Gusano coco que podemos enconttrar con bastante asiduidad en el comercio. Por lo general este especie vive de forma solitario siempre en zonas rocosas cerca de la costa.

El P. magnifica alcanza tallas de hasta 30 cm y porta una coloración muy llamativa.

Otra especie de mucho interés ornamental son los denominados Arbolillos de navidad, Spirobranchus giganteus, mucho más pequeños que los Protula. Estos pequeños gusanos viven incrustrados tanto en la roca como en los esqueletos cálcicos de muchos corales duros.

Forman grandes colonias con numerosos ejemplares pudiéndose localizar hasta 50 individuos por metro cuadrado.

Todas las especies comentadas aunque relativamente sencillas de mantener no pueden ser mantenidas con todo tipo de peces que las molestarán y dañarán al morder sus penachos.

Gusanos marinos: Protula, Gusano de coco y Spirobranchus, árbol de Navidad
Gusanos marinos: Protula, Gusano de coco y Spirobranchus, árbol de Navidad

Aunque no lo parezca requieren de fuerte iluminación para su desarrollo menguando visiblemente ante la ausencia de ésta.

Los Arbolillos de navidad están ligados al coral duro en el que viven y por tanto de la salud de éste dependerá su supervivencia. No se sabe a ciencia cierta la razón pero si el invertebrado sésil muere también lo harán los pequeños gusanos. Parece como si hubiera una relación de simbiosis entre ambos.

Estos pequeños gusanos filtradores no deben ser colocados cerca de corales duros agresivos y debemos prestar atención a que no sean colonizados ni tapizados por masas de algas.

Requieren de una buena calidad acuática y ser mantenidos con acuarios dotados de buena circulación. Sus requerimientos de alimentación son altos y deben ser cubiertos varias veces al día. Hay muchísimas opciones comerciales para alimentar a estos gusanos sin que tengamos que recurrir a rotífieros, mejillones o alimentos picados muy finos que siempre ensuciarán mucho más el agua.

Los plumeros en realidad son tentáculos que emplean para atrapar las partículas de alimento flotantes y conducirlas a través de una secreción propia hasta la boca. Los plumeros son muy sensibles y ante cualquier variación en las condiciones exteriores se cerrarán de inmediato.

Gusanos marinos: Protula, Gusano de coco y Spirobranchus, árbol de Navidad
Gusanos marinos: Protula, Gusano de coco y Spirobranchus, árbol de Navidad

Los gusanos de abanico Serpúlidos tienen muchas posibilidades de criar en el acuario siempre que no tengamos peces que acaben con las larvas antes e construir sus tubos protectores.

Condiciones de mantenimiento tipo para un acuario reef: pH 8,2 a 8,3, temperatura entre los 25 y 26º, ninguna presencia de amoniaco ni nitritos. Nitratos la menor concentración posible. Densidad sobre los 1.023. Kh estable entre 7 y 12. Ausencia de fosfatos.

Leer más artículos sobre invertebrados marinos

Share on twitter
Compartir