Betta macrostoma, pez belleza de Brunei

Share on twitter
Comparte

inicio > Peces tropicales de agua dulce > Laberíntidos > Betta macrostoma

Tenemos preconcebida la idea de reproducción de los Betta puesto que conocemos bien especies icónicas del género como el Betta splendens.

La idea de reproducción de los Bettas u otras especies de Anabántidos siempre nos relaciona la mente con el nido de burbujas. Este nido flotante resulta muy práctico para que los progenitores mantengan los huevos y las larvas juntas cerca de la superficie donde hay una mayor cantidad de oxígeno.

Este nido es viable en aguas relativamente estancadas donde puede ser mantenido. En aguas dotadas de cierta corriente el mantenimiento del nido de burbujas no tiene ninguna viabilidad.

La especie de la que te hablo pertenece también a la familia de los Osphronemidae, Gouramis, (Antiguamente Belontidae) pero ha evolucionado a la incubación bucal lo que le permite trasladarse con sus larvas para ponerse a salvo o en búsqueda de una mejor localización.

Estas especies de Bettas incubadores no son tan comunes en la afición y su mantenimiento y reproducción sólo ha sido desarrollada por aficionados avanzados de la que no se conoce mucha literatura.

Betta macrostoma, pez belleza de Brunei
Betta macrostoma, pez belleza de Brunei

Como términos generales requieren de acuarios amplios que a la vez funcionan como acuarios de cría. Son especies escapistas que aprovecharán cualquier recoveco por pequeño que sea para fugarse y darnos un disgusto.

Los Betta incubadores bucales no son especialmente sensibles con los parámetros del agua tanto si su origen procede de la cría como de la naturaleza. Lo que si requieren es de una aclimatación pausada con goteo al nuevo medio y numerosos cambios de agua.

Requieren de cierto movimiento de agua sin llegar a la turbulencia. Es preferible el sustrato oscurecido, plantar plantas en las zonas marginales, preferiblemente Vallisnerias y Sagittarias. También es preciso el mantenimiento de plantas flotantes como especies del género Ceratopteris o Limnobium.

No requieren por lo general de temperaturas tan elevadas como sus parientes los nidificantes. En verano o cuando sube la temperatura en exceso es conveniente colocar un aireador o oxigenador auxiliar.

En acuario no presentan problemas en cuanto a la alimentación aceptando desde el primer momento alimentos comerciales de calidad siempre combinados con alimentos congelados. En sus hábitats de origen son especies predadoras que viven escondidas y estáticas hasta que algún movimiento les llama su atención y se abalanzan sobre el alimento.

Betta macrostoma, pez belleza de Brunei
Betta macrostoma, pez belleza de Brunei

Betta macrostoma, pez belleza de Brunei

El Betta macrostoma, Regan, 1910 es originario del Sultanato de Brunei.

Se importa a los Estados Unidos por primera vez en 1980. Hasta 1984 no llega a Europa.

Su exportación está prohibida y penada. Durante muchos años los criadores asiáticos enviaban únicamente ejemplares macho para evitar su reproducción y mantener el monopolio.

Los machos alcanzan tallas de 14 cm y son bastante agresivos con otros machos de la especie. La agresividad se mitiga en gran proporción mantenidos en acuarios de grandes dimensiones.

Quitando esta agresividad intraespecífica son peces bastante tímidos que se pasan la mayor parte del tiempo estáticos y escondidos.

Se trata de una especie muy sensible a infecciones biológicas de todo tipo y no toleran bien los medicamentos.

Se puede mantener con otro Anabántidos de comportamiento pacífico.

El acuario ideal de mantenimiento sería aquel a partir de los 120 litros para una sola pareja. Es necesario un filtro sobredimensionado con carga de turba para ablandar el agua. Es importante generar corriente y un agua oxigenada.

Con esta especie es recomendable el empleo de la lámpara germicida como ocurre con otra especie también sensible a las infecciones bacterianas como es el Gourami chocolate.

Betta macrostoma, pez belleza de Brunei
Betta macrostoma, pez belleza de Brunei

La iluminación debe tamizarse para no estresar a lo animales.

Parámetros acuáticos: Temperatura entre 22 y 27º C, pH entre 3 y 7,5, dureza entre 0 y 10º dGh. Es muy recomendable hacer cambios de agua de incluso un quinto del volumen total al día.

Es una especie omnívora pero con claras tendencias carnívoras. Prefiere el alimento vivo o el alimento congelado en forma de larva de mosquito y krill. Se acostumbra al alimento seco comercial.

Los machos dominantes son de menor tamaño y presentan una coloración rojiza en el cuerpo. Existen poblaciones que no presentan el ocelo en la aleta dorsal.

La puesta se induce a través de cambios de agua de hasta el 50% del volumen. Es necesario acidificar el agua por debajo de 6.

Durante el cortejo el macho puede llegar a matar a la hembra por un exceso de agresividad. La puesta tienen lugar en una esquina cerca de la superficie donde el macho fertiliza los huevos a medida que son extraídos.

La hembra colabora con el macho acercándole los huevos para que este los capture con la boca y los incube.

Una vez terminada la puesta hay que retirar al macho a otro acuario si mantenemos otros B. macrostoma que se verán inducidos a tratar de arrebatarle los huevos y comérselos. Pueden incubar entre 40 y 80 huevos.

Dependiendo de la temperatura del agua la incubación dura entre diez y treinta días. Una vez expulsa a las larvas hay que retirar al macho para evitar que se coma a sus propias larvas.

La cría de las larvas no es sencilla. Se puede tratar de alimentar con nauplios de artemia pero tendremos muchas bajas entre las larvas.

Se debe realizar dos cambios de agua al día. Alcanzan la madurez sexual a los 6 meses. Tiene una esperanza de vida de 3 años pero sólo son reproductivamente activos el primer año.

Vídeo: Betta Macrostoma – 3 Males establishing domanacy
Autor: SPEEDIE AQUATICS

Leer más artículos sobre peces de acuario de agua dulce

Share on twitter
Compartir

Deja una respuesta