Carpines dorados encapuchados, los boina roja

Share on twitter
Comparte

inicio > Peces agua fría > Carpines encapuchados o boinas rojas

Las carpas o carpines dorados encapuchados gozan de mucha popularidad entre los aficionados a este tipo de peces de agua fría. Una de las razones es el gran número de variedades disponibles.

  • Capucha con aleta dorsal
  • Capucha sin aleta dorsal
  • Capucha en forma de burbuja en vez de con rugosidad

Boinas rojas con aleta dorsal

En este grupo están los conocidos Orandas de los que ya os he hablado en la publicación.

Para poder determinar a un carpín dorado encapuchado como Oranda ha de tener obligatoriamente aleta dorsal.

En la mayoría de los Oranda las capuchas crecen en tres regiones de la cabeza: en la zona craneal en la parte dorsal de la cabeza, la capucha infraorbital por debajo de los ojos y la capucha opercular localizada sobre los opérculos.

Boina roja con aleta dorsal, Oranda
Boina roja con aleta dorsal, Oranda

A nivel de competición los tres componentes deben de ser comparables resultando una cabeza completa con capucha. Esto es bastante complejo de lograr ya que la tendencia es a que la sección craneal crezca más que las otras dos.

Puede darse el caso también que el desarrollo de la capucha sea tan considerable que se extienda hasta los agujeros nasales. En estas variedades muy comunes están presente los denominados pompones. Está particularidad queda reflejada en el nombre de la variedad, por ejemplo Oranda chocolate pompon.

Boinas rojas sin aleta dorsal

En este grupo de encapuchados están los famosos Cabeza de León. Su aspecto es idéntico al de los Oranda pero carecen de aleta dorsal.

Aunque no presenten dorsal sí tienen la base esquelética de la aleta aunque está escondida bajo la superficie. En aquellos ejemplares de menor calidad puede ser visible un pequeño perfil dorsal con irregularidades o bultos.

Los de mayor calidad deben presentar el lomo totalmente liso sin ningún rastro de la aleta.

Boina roja sin aleta dorsal Lion Head
Boina roja sin aleta dorsal Lion Head

Aunque por lo dicho hasta ahora parece sencillo distinguir un Oranda de un cabeza de león en realidad no es tan simple. Entre los Cabeza de león hay dos variedades: la China y la Japonesa. En la variedad China el perfil dorsal forma casi una línea recta desde la cabeza hasta la base de la aleta caudal. Esta variedad es la que se popularizo en Gran Bretaña como “Lionhead”.

La variedad japonesa tiene el perfil encorvado provocando que la cola este orientada en ángulo hacia abajo. A estos Cabeza de león de origen Japones se les denomina Ranchu.

  • Nota: Existen Ranchus sin capucha por lo que se puede afirmar que todos los Cabeza de león de este origen son Ranchus pero no todos los Ranchus son Cabeza de león. Es el caso por ejemplo de variedades nacaradas en las que parece que los genes que alteran la escama reducen la capucha.
Boina roja sin aleta dorsal Ranchu
Boina roja sin aleta dorsal Ranchu

Para considerar a uno de estos ejemplares como de calidad debe incorporar los tres componentes de la capucha: craneal, infraorbital y opercular. Además estos tres componentes deben ir estrechamente relacionados sin ignorar ninguno de los otros.

Boinas rojas con burbujas y aleta

En esta última variedad la capucha craneal se ha convertido en dos burbujas alargadas cada una ocupando una mitad del cráneo de adelante a atrás.

Este es el famoso Hamanishiki del que también os he hablado ya en la publicación.

Boina roja con burbuja Hamanishiki
Boina roja con burbuja Hamanishiki

El nombre de Hamanishiki se le da en Japón ya que es el origen de esta variedad. En China y Singapur reciben el nombre de Hihead Pearlscale (Escama de perla de cabeza alta o corona)

Leer más artículos sobre peces de acuario de agua fría

Share on twitter
Compartir

Deja una respuesta