La reproducción del pez payaso, Amphiprion ocellaris y A. percula

Share on twitter
Comparte

inicio > Peces marinos > Pomacentrídos > Reproducción del pez payaso: Amphiprion ocellaris y A. percula

Os propongo un nuevo contenido que considero apasionante sobre uno de los peces icono de la acuariofilia marina, la reproducción del género Amphiprion. Lo voy a plantear en tres partes ya que no puedo abarcarlo por sus dimensiones en sólo una entrada. Soy consciente de que tengo varias series abiertas sin acabar a lo largo de la publicación pero espero ir cerrándolas.

Sobre el tema de la reproducción del pez payaso os dejo dos referencias de mi extensa colección de publicaciones especializadas que creo os pueden interesar: Revista Acuario Práctico 44 con un soberbio trabajo de José María Cid Ruíz y una publicación de alto nivel “Clownfishes” de Joyce D. Wilkerson (A guide to Their, Captive care, Breending and Narutal History). Por si los podéis conseguir.

La reproducción del pez payaso, Amphiprion ocellaris y A. percula
La reproducción del pez payaso, Amphiprion ocellaris y A. percula

El medio reproductivo del pez payaso

Los peces payaso no viven en la naturaleza formando parejas (esto es extensible a todo el género Amphiprion). La forma de convivencia es en clanes siempre bajo la protección de una anémona hospedante.

La estructura es siempre la misma en todos los clanes. El líder del clan, el ejemplar más grande, es siempre una hembra emparejada con el siguiente animal por orden de desarrollo. El macho que la acompaña no presenta un tamaño superior al resto de ejemplares de la colonia, también todos macho.

Todos los ejemplares salvo la hembra dominante son machos porque son especies protándricas, en la que todos los ejemplares nacen macho. En realidad se trata de una especie con capacidad de cambiar de sexo, realizándolo aquel ejemplar que llega al nivel superior de entre los machos.

Esta capacidad de cambio de sexo resulta práctico en este tipo de colonia sedentarias sin capacidad para aventurarse en aguas abiertas, lejos de la protección de la anémonas, y presa fácil de múltiples predadores.

La genética del clan se renueva por la llegada de nuevos ejemplares que han abandonado el ictioplancton y se instalan en los alrededores. La etapa de adopción por parte del clan es crítica para la vida de los jóvenes peces payaso. Si no logran ser aceptados serán expulsados y por tanto serán parte de la cadena trófica.

La reproducción del pez payaso, Amphiprion ocellaris y A. percula
La reproducción del pez payaso, Amphiprion ocellaris y A. percula

Tras esta breve explicación toca la pregunta: Si nuestra intención es intentar críar al pez payaso debo mantener un clan u optar por la pareja? Realmente en acuario es indistinto y las dos estructuras familiares funcionan bien.

Lo que si cambia en relación a mantener una pareja o un clan es la cantidad de espacio disponible. Si nuestra intención es mantener una colonia debemos plantear unos 450 litros de acuario para 4 o 5 ejemplares por los 250 de una sola pareja.

En el acuario donde se consiga establecer y criar una pareja es habitual que comience el desarrollo de un clan formado por ejemplares jóvenes y peces recién llegados. Los jóvenes payaso mantenidos en la colonia detienen su desarrollo sin llegar a alcanzar nunca el tamaño del macho. Sólo lo reemprenden en caso de que este muera con el objeto de emparentarse con la hembra.

Muchos criadores profesionales aconsejan partir de parejas para la reproducción porque tardan mucho menos tiempo en formarse que aquellos clanes en los que la hembra debe decidir el ejemplar que supone con mejores génes para transmitir a su progenie.

En todos los casos y siempre que mantengamos anémonas los acuarios de peces payaso para cría deben tener una iluminación adecuada. Sobre el watio litro efectivo en tubo fluorescente, algo menos dependiendo de la altura de la columna de agua en HQI y un cuarto de watio para iluminanción led.

La calidad del agua ha de ser extremadamente cuidada. Los cambios de agua y la aditación de oligoelementes y trazas son fundamentales. Los nitratos imprescindible siempre controlados por debajo de 20 mg/l ya que su presencia afecta a la salud de las puestas.

La reproducción del pez payaso, Amphiprion ocellaris y A. percula
La reproducción del pez payaso, Amphiprion ocellaris y A. percula

La alimentación también es un factor a tener muy en cuenta debiendo realizarse aporte vegetal, espinacas, lechuga, alga espirulina. Los payasos llegan a picotear las algas filamentosas verdes en ausencia de vegetales en su dieta. Una papilla complementada con bazo de ternera, hígado de pollo, merluza o pescados blancos, mejillónn o calamares añadiendo un complejo vitamínico resulta perfecto.

Obviamente ofrecer papilla casera funciona pero mancha y enturbia extraordinariamente. Conviene apagar las bombas de movimiento mientras alimentamos, mejor varias veces al día en pequeñas cantidades que una sola. Si combinamos la papilla con artemia adulta enriquecida estaremos contribuyendo a un posible desove futuro.

Reproducción de Amphipriones con anémona simbionte o si ella

Los especialistas no acaban por determinar el factor que permite a los peces payaso vivir entre los peligrosos y tóxicos tentáculos de las anémonas sin que sean devorados.

Una primera teoría que habla de que el pez payaso genera un mucus similar al del propio tentáculo de la anémona que le protege como si fuese parte de ella sin activar los peligrosos nematocistos y una segunda que habla que en realidad el mucus del pez payaso habría perdido evolutivamente los compuestos químicos que detonan las células urticantes de la anémona.

En lo práctico en el acuario la anémona no es un factor determinante para lograr la reproducción de peces payaso. Las anémonas por sí solas no estimularán a la puesta siendo un compendio entre las condiciones del acuario de mantenimiento y el estado del clan o la pareja.

En el enlace del a parte superior del artículos “Peces payaso y anémonas, una relación en simbiosis” tienes la relación de especies de anémonas y peces payaso afines.

La reproducción del pez payaso, Amphiprion ocellaris y A. percula
La reproducción del pez payaso, Amphiprion ocellaris y A. percula

Adquirir una pareja formada o formar nuestra pareja de Amphipriones

Las dos fórmulas son correctas, adquirir una pareja de payasos formada o formar una propia en el acuario. Digamos que es a elección del aficionado. Tan interesante es lograr la reproducción como observar como se forma la pareja o las pautas de comportamiento del clan.

Obviamente la formación de la pareja siempre lleva un mayor grado de actividad porque entran en juego praxis conocidas por todo buen aficionado como dominancia de un ejemplar sobre otro, desafíos jerárquicos entre individuos, establecimiento del territorio.. toda un serie de acciones muy comunes en muchas especies bentónicas.

La formación de una pareja requiere de una inversión de tiempo y dependiendo la especie de Amphiprion conocer las diferencias entre la hembra dominante y el macho reproductor. A parte de las dos especies que tratamos en La Guía de acuario hemos tratado otra especie más Amphiprion frenatus. En este caso particular por ejemplo la hembra llega a tener dos veces el tamaño del macho.

En el caso del Amphiprion ocellaris y el A. percula el mayor tamaño de la hembra no es tan claro. Lo habitual es que las hembras sean como mucho 1, 25 veces el tamaño del macho.

La reproducción del pez payaso, Amphiprion ocellaris y A. percula
La reproducción del pez payaso, Amphiprion ocellaris y A. percula

Una nota interesante sobre estas especies es que cuando ya tenemos la pareja formada esta resiste muy bien los cambios y traslados sin romper el vínculo entre ellos como si ocurre por ejemplo con el Premnas biaculeatus.

Las informaciones sobre longevidad de las parejas en acuarios públicos hablan de entre 10 y 15 años.

Hasta aquí la primera parte del artículo que espero consideres de interés. Me comprometo a desarrollarlo a través de artículos semanales porque me parece un tema de mucho interés.

Siguiendo el guión de José María Gil en la próxima entrega hablaré del inicio de los desoves y la secuencia de fases fértiles y periodos de descanso. La eclosión de las larvas y la diferencia la eclosión en el mar y en el acuario. Las estrategias de alimentación.

El tercero y último será un resumen del gran trabajo de José María Gil sobre el desarrollo larvario hasta la etapa adulta.

Vídeo: How to breed Clownfish
Autor: vinylguy26

Leer más artículos sobre el mantenimiento de peces marinos en acuario

Share on twitter
Compartir

Deja una respuesta