Reproducción de caballitos de mar en acuario

Share on twitter
Comparte

inicio > Peces marinos > Signátidos > Reproducción del caballito de mar

Aunque es sabido que la reproducción de los caballitos marinos del género Hippocampus es viable en acuario, en realidad no resulta nada sencillo el hacer prosperar a las larvas.

Tampoco es sencillo conseguir la reproducción puesto que estas especies de Signátidos sólo proceden a la cría cuando las condiciones de mantenimiento son las óptimas.

El acuario de mantenimiento de caballitos de mar orientado a su cría

Independientemente de la especie de caballito de mar a mantener el acuario ha de tener una altura del doble de la del animal. Es muy importante esta característica por las particulares características de los Hippocampus.

El acuario también debe ser amplio. No son especies muy nadadoras pero mantenidas en buen estado de salud son especies bastante activas. Es muy curioso como su vejiga natatoria les permite una natación vertical impulsada por las aletas pectorales a razón de unas 30 aperturas de aleta por segundo.

Reproducción de caballitos de mar en acuario
Reproducción de caballitos de mar en acuario

Es necesario que dispongamos de elementos decorativos que permitan la fijación de estos animales así como espacios libres para la natación.

Se deben procurar generar corrientes localizadas en determinadas zonas del acuario. Estas corrientes de agua de cierta importancia no deben afectar a la totalidad del acuario sino a zonas muy puntuales. En entornos de corrientes muy fuertes nunca se producirá el acople de la pareja ni el trasvase de los huevos a la bolsa del macho.

El fotoperiodo se ha de plantear entre las 12 y 14 horas de forma regular. Fotoperiodos más cortos, intensidades lumínicas deficientes o temperaturas por debajo de 26,5ºC frustran cualquier acción reproductiva.

A la hora de tratar de reproducir a los caballitos de mar tenemos que tener en cuenta que es tan importante la calidad del agua como la calidad de la alimentación.

En lo que se refiere al agua ésta ha de estar muy cristalina con pocos residuos en suspensión resultado de una eficaz filtración mecánica. Son muy beneficiosos los cambios de agua. Es imprescindible mantener el Amonio y lo Nitritos a 0 no superando los 10-15 mg/l de Nitratos. Fuera de estos valores no conseguiremos la reproducción.

Es importante dotar al agua de nuestro acuario de los valores tipo de un acuario reef: con una presencia de calcio absorbible entorno a los 400-450 mg/l y magnesio sobre los 1300 mg/l. La salinidad sobre los 35 gramos por litros sin descender nunca de 32. Importante dotar al acuario de un equipo de relleno automático para mantener una salinidad constante ya que las fluctuaciones inhiben el desarrollo de las gónadas.

El alimento también juega un papel crucial en la cría de caballitos de mar.

Reproducción de caballitos de mar en acuario
Reproducción de caballitos de mar en acuario

Los Hippocampus presentan un aparato digestivo muy rudimentario. Su estómago es simple y muy pequeño impidiéndoles que puedan almacenar alimentos. La distancia entre boca y ano es muy corta lo que reduce el tiempo necesario para la extracción de los nutrientes en el tránsito digestivo.

Por este motivo un caballito de mar siempre está en busca de alimento.

Alimentarlos en cautividad no siempre resulta sencillo ya que son muy selectivos con los tipos de alimento. En acuario por lo general su alimentación se basa en Artemia salina, Mysis, Gammarus y Talitrus. Siempre es preferible el alimento vivo al congelado.

El mejor alimento para estimular la cría es mezclar alimento vivo en sus tomas de alimento congelado. Con los caballitos de mar medianos o grandes se puede y se debe incluir alevines de poecilidos para de esta forma garantizar que toman el Calcio que necesitan.

No debemos ofrecer una única dieta de forma permanente porque con el tiempo genaremos carencias vitamínicas y carencias de minerales.

  • Nota: Los Hippocampus están incluidos en la lista CITES de especies protegidas por lo que siempre adquiriremos animales criados en cautividad. Estos además son más adaptables a la dieta en el acuario.

Para ofrecer el alimento de la forma más natural posible lo ideal sería hacerlo dos o tres veces diarias siempre concentrando la toma ofrecida por ejemplo con una jeringuilla. Los problemas nutricionales generan parejas que no se reproducen o si lo hacen presentes muchos problemas.

  • Nota: Las especies de caballitos marinos si pasan mucho tiempo sin alimentarse comienzan a consumir sus propios tejidos. Si este auto consumo alcanza el estomago el animal está condenado aunque corrijamos los hábitos y periodicidad en la alimentación.
Reproducción de caballitos de mar en acuario
Reproducción de caballitos de mar en acuario

El cortejo y el desove de los caballitos marinos

La forma más adecuada de tratar de conseguir la reproducción de los caballitos marinos en acuario es plantear un acuario dedicado sin otras especies que compitan por el alimento.

El acuario se debe instalar con el suficiente volumen para mantener un grupo de dos o tres individuos por sexo. Para contar con una mayor probabilidad de reproducción no aumentaremos la población de caballitos en el tanque sino que es más conveniente montar una replica con una población similar en un segundo acuario de características similares.

La diferenciación de los sexos dentro de las especies de Hippocampus es bastante obvia por lo que se debe escoger aquellos animales con una clara aptitud activa, con un movimiento permanente de sus ojos, capaces de moverse de forma independiente con un ángulo de visión de 360º, una respiración moderada y un gran interés por la alimentación.

Las parejas se forman con relativa naturalidad en el acuario y una vez formada permanente estable durante la vida de los animales. Este comportamiento monógamo sólo se reproduce en cautivad. Si se logra la reproducción las parejas estables se reproducirán repetidamente.

El cortejo siempre se produce en las zonas de natación libre, normalmente a primeras horas de la mañana o con una iluminación tenue.

Por lo general es el macho quien toma la iniciativa y se acerca a la hembra intensificando su coloración. El macho comienza una natación paralela a la hembra realizando fuertes contracciones. Si la hembra está grávida no se alejará e imitará la acción del macho.

Reproducción de caballitos de mar en acuario
Reproducción de caballitos de mar en acuario

Es común que el macho se agarre a la hembra con la cola. También es común que trate de acercar la bolsa a la zona ventral de la hembra.

Cuando se va a producir el desove el macho acerca su bolsa con una mínima abertura por donde la hembra cuela el tubo ovopositor. Tan pronto los huevos son introducidos en la bolsa del macho estos son fertilizados. Una vez terminado el proceso la bolsa se cierra.

Terminado el desove la pareja se separa y el macho suele asirse a algún objeto decorativo donde con ciertos movimientos ondulatorios procede a distribuir homogéneamente la carga de huevos.

Las especies más comunes, el Hippocampus kuda y el H. reidi transfieren por desove entre 25 y 200 huevos. La cantidad varia en función del tamaño y del grado de madurez de los ejemplares.

Los machos mantenidos en grupo pueden ponerse en celo al unísono y aunque se produzca una aparente inflamación de las bolsas de todos ellos esto no significa que todos sean gestantes.

Nacimiento y alimentación de larvas de caballito de mar

La gestación de los huevos dura entre los 14 y 18 días siendo el día más habitual de eclosión el día 16.

Se puede distinguir al macho gestante previamente a la eclosión de aquellos machos con la bolsa simplemente inflamada porque ésta en el primer caso es mucho más voluminosa y rugosa. Los machos gestantes también presentan una aptitud más reservada.

Reproducción de caballitos de mar en acuario
Reproducción de caballitos de mar en acuario

Las larvas nacen individualmente o en pequeños grupos. el resto de caballitos de mar no muestra ningún interés por ellas. El progenitor colabora en la salida de las mismas con movimientos espasmódicos.

El nacimiento siempre se produce en penumbra o poco antes de amanecer. Las larvas son una copia exacta de los progenitores. Presentan tallas de entre 6 y 8 mm al nacer.

Todas ellas son fototrópias positivas por lo que nada más salir de la bolsa se dirigirán a la luz y a la superficie. Una vez alcanzan la superficie tragan aire por la boca. De esto modo llenan su vejiga natatoria. Automáticamente queda sellada.

En la naturaleza esta subida a superficie conlleva la dispersión de las larvas en el acuario sin embargo es común que formen aglomeraciones al unirse entre ellos. Deberemos proceder a serpararlos.

Es necesario trasladar por grupos de larvas a pequeños recipientes siempre garantizando que no se produzca en ningún momento su emersión. Las larvas que son expuestas al aire presenta por lo general problemas de hiper-flotación y no pueden controlar la natación.

El acuario de mantenimiento de larvas debe de contener un agua en perfectas condiciones sin ningún tipo de desecho nitrogenado. Es fundamental sifonar varias veces al día los restos de cualquier toma de alimento que queden depositados en el fondo.

El acuario no deberá contener corrientes fuertes ni fuentes de burbujas que por su tamaño puedan ser confundidas con alimento. Es importante que durante la primera fase el fotoperiodo se alargue incluso a las 24 horas.

Reproducción de caballitos de mar en acuario
Reproducción de caballitos de mar en acuario

Las larvas de caballitos marinos no tomarán alimento durante las primeras horas aunque este presente. Si mostrarán mucha actividad en la zona superficial del acuario.

Transcurridas unas 18-20 horas comienzan a interesarse por cualquier cosa que pueda ser alimento. Los Nauplios de artemia no son adecuados en este momento porque endurecen el caparazón quitinoso (formado por quitina) entre las tres y cuatro primeras horas. Los caballitos recién nacidos no disponen de jugos gástricos para deshacerlas hasta alcanzados los 5 días

Por tanto lo adecuado sería ofrecer Nauplios recién eclosionados antes de que endurezcan el caparazón. Los excedentes no ingeridos deben ser retirados del acuario. Si no se es estrictamente escrupuloso con esta práctica generamos la muerte a la mayoría de larvas de Hippocampus.

Esta técnica de evitar el endurecimiento de la capsula de la artemia que impide al caballito digerirla y expulsarla se complica porque dependiendo del origen de la Artemia estos tiempos varían, como también varían en función de la temperatura y la densidad del agua. El quiste de artemia más recomendable a utilizar sería el denominado de grado AF que son los más pequeños y presentan una mayor concentración de ácidos grasos esenciales.

La segunda fórmula de alimentación de larvas de caballitos de mar es el empleo durante estos 5 primos días de rotífieros, en concreto la especie Brachionus plicatilis alimentado con cultivos de Cloroficea tetraselmis.

Reproducción de caballitos de mar en acuario
Reproducción de caballitos de mar en acuario

Las larvas supervivientes consiguen finalmente producir jugos gástricos. A partir del 5 días aceptan todo tipo de Nauplio sin que se produzcan bajas en número significativo.

Si no se alimenta a las larvas la tasa de mortalidad entre las mismas es generalizado debido a la inanición.

Alcanzado la semana ya presentan un tamaño de entre 9 y 10 mm.

Hasta la sexta semana no se varía el modo de alimento aunque se procede a bañar los Nauplios de artemia en ácidos grasos esenciales tipo omega-3 de procedencia animal.

Alcanzada la segunda semana se puede incorporar a la alimentación Cyclosps congelados. A partir de este momento se les traslada a un acuario de mayor volumen dotado de una moderada corriente de agua. Durante esta etapa se seguirá manteniendo las rutinas de sifonado diario y cambios de agua.

Es importante mantener los niveles de Calcio y Magnesio y aditar con periodicidad estroncio, iodo y complejos vitamínicos.

Alcanzada la cuarta semana de vida ya se puede acortar el fotoperiodo generando fases de noche de entre 6 y 8 horas

Es habitual instalar Gorgonias artificiales de pequeño tamaño para que las larvas puedan quedar sujetas por la cola. A partir del mes de vida es muy habitual que este comportamiento se generalice.

Reproducción de caballitos de mar en acuario
Reproducción de caballitos de mar en acuario

Alcanzadas la sexta o séptima semana los pequeños caballitos comienzan a mostrar menos interés por los Nauplios de artemia. Es el momento de comenzar a alimentar con Copépodos vivos con una talla entre 1 y 1,5 mm.

También se puede incorporar ejemplares adultos de Artemia salina con tamaños entre los 2 y 4 mm. También se puede completar los Cyclops congelados con Daphnias congeladas.

  • Curiosidad: Es común que los criadores de Hippocampous mantengan parejas en cría de Camarones boxeadores (Stenopus hispidus) cuyas larvas tanto en fase Zoea como en fase Pro-Mysis son de la máxima atención. Los camarones boxeadores pueden producir entorno a las 300 larvas por puesta. También se puede emplear a la quisquilla mediterránea Palaemon elegans que producen un número similar de larvas tras doce o treces días de gestación.

Alcanzada esta etapa de desarrollo las larvas de hippocampus bien alimentadas no persiguen a las presas sino que se mantienen estáticas hasta que son estas las que se acercan a ellos.

La última fase de alimentación de larvas es cuando los pequeños caballitos pueden capturar Atemia salina adulta de entre 7 y 8 mm de tamaño. Esta Artemia es alimentada con Fitoplancton o alga Spirulina en polvo

En esta fase es cuando se debe empezar a enseñar a comer Artemia y Mysis congelados. También es el momento de incorporar los alevines de Poecilia.

Tras 8 meses de vida la talla de los pequeños caballitos alcanza sobre los 8 cm de longitud. Alcanzan la edad adulta con una año de vida. Alcanzan una vida media que ronda los tres años y medio.

* Fuente: José maría Cid Ruíz, Acuario Práctico Num. 80

Vídeo: Amazing Male Seahorse Giving Birth To Thousands Of Babies Underwater
Autor: Reptile’s Story

Vídeo: Baby Seahorses
Autor: Tennessee Aquarium

Leer más artículos sobre el mantenimiento de peces marinos en acuario

Share on twitter
Compartir

Deja una respuesta