Myriophyllum o planta mil hojas

Share on twitter
Comparte

inicio > Plantas de acuario > Myriophyllum o planta mil hojas

Una planta espléndida tanto para el acuario de agua fría como para el estanque donde realiza una acción fundamental oxigenando el agua.

Originaria de América, en zonas tropicales y subtropicales. aunque en la actualidad se la considere una especie cosmopolita. Es una especie con gran capacidad de adaptación. En España se la considera especie invasora y no puede ser comercializada.

Pertenece a la familia Halorhagacea que clasifica especies de arbustos, hierbas y plantas palustres.

De todas las especies de la familia tan sólo dos géneros son puramente acuáticas, el género Myriophyllum y el Proserpinaca, este último con muchas especies palustres.

Estas especies habitan por lo general zonas estancadas y pantanosas o en los remansos de los ríos y arroyos de corriente lenta.

El Myriophyllum necesita para su desarrollo aguas limpias y claras ya que las partículas en suspensión son rápidamente retenidas por sus hojas plumosas. Estas partículas llegan a impedir su crecimiento y absorción de los rayos solares.

Son especies con gran capacidad de adaptación a los parámetros acuáticos oscilando entre 5 y 7,5 de pH y dureza total entre 5 y 20 dGh.

Myriophyllum o planta mil hojas
Myriophyllum o planta mil hojas

Descripción del género Myriophyllum

Las Myriophyllum son plantas vivaces de tallo que suelen arraigar directamente sobre el sustrato. El tipo de sustrato en la naturaleza suele ser diverso aunque prefieran los suelos arcillosos.

La planta suele constar de un tallo de entre 40 y 60 cm de longitud aunque puede ser mayor. Del tallo van saliendo diferentes ramificaciones. Las hojas son plumosas, miden entre 2,5 y 5 cm de longitud generalmente en un color verdoso.

Según la planta se desarrolla pierde frondosidad en la zona de la base. Ello es debido a que la planta acelera su desarrollo hacia la superficie buscando luz. Lo que nos indica que requiere de una iluminación intensa.

Debido a la gran necesidad de luz es muy probable que sus hojas lleguen a ser invadidas por algas no deseadas siendo muy difíciles de erradicar.

Como he comentando son especies típicas del acuario de agua fría aunque puede ser mantenida en óptimas condiciones hasta temperaturas de 24º C.

Aunque las mil hojas se desarrollan mejor en aguas duras no plantean problemas en adaptarse a aguas muy blandas. De ahí su popularidad anterior en acuarios.

Su ubicación en acuario debe ser preferiblemente en laterales y fondo porque es una planta de muy rápido desarrollo. Una vez alcanzada la superficie si no se poda la cubrirá con las ramificaciones.

No aguanta bien la corriente del filtro ni el termocalentador por lo que no se deberá plantar cerca de estos.

Myriophyllum o planta mil hojas
Myriophyllum o planta mil hojas

En el caso de mantenerlas con carpas debemos proteger su base con piedras para que no sea desplantada. Las carpas tienden a escavar en el sustrato en busca de alimento.

Otra opción es mantenerla en la maceta en la que se adquiere (cuando se podía comercializar).

Debido a su longitud deberíamos plantear estas especies para acuarios a partir de los 100 litros.

Las mil hojas son plantas especialmente aconsejables para la reproducción de muchas especies de peces que pondrán sus huevos entre sus hojas. Estas hojas también servirán de protección para los alevines.

En el estanque también es interesante su función oxigenadora y presencia durante la freza y la protección de alevines.

En estanque se debe colocar en macetas a profundidades no superiores a los 40 o 50 cm.

Durante el invierno la planta se aletarga y toma una coloración más oscura. Con la llegada de la primavera y la subida de las temperaturas la planta sale del letargo y comienza a crecer apareciendo nuevas hojas. Es el momento de abonar la planta siempre con productos específicos para acuario o estanque.

Durante el verano las Myriophyllum tendrán su momento de mayor actividad. En este momento es importante realizar podas frecuentes. Los trozos cortados se pueden emplear para realizar nuevas plantaciones y conseguir nuevos ejemplares.

Myriophyllum o planta mil hojas
Myriophyllum o planta mil hojas

El exceso de luz en verano juega a favor de la aparición de plagas de algas que pueden asfixiar sus hojas.

La plantación, como en muchos otros casos de plantas de tallo, se debe realizar en grupos dejando una distancia entre ellos de unos 5 cm para que puedan desarrollarse adecuadamente.

Cuando plantemos los tallos deberemos dejar su base con unos 3 o 4 cm libres de hojas para evitar que estas se pudran y estropeen la planta.

Mantenida en acuario deberemos poner especial atención en su desarrollo porque si llega a tapizar la superficie restará iluminación al resto de la población de plantas que mantengamos.

El sustrato perfecto a elegir debe tener una granulometría medio-fina, mezclándola con algún tipo de abono granulado y bolas de arcilla.

Los cambios de agua le son beneficiosos cada tres o cuatro semanas sobre el 15% del volumen. Se debe abonar con hierro una vez al mes para mantener su coloración verde natural.

Abonando con CO2 lograremos un desarrollo desmesurado mejorando la plumosidad de sus hojas y su volumen.

Poda, reproducción y principales especies de Myriophyllum

La reproducción se produce por esquejes procedentes de la poda o directamente por estolones. A través de la poda es muy sencillo ir cubriendo los laterales y trasera reponiendo aquellos ejemplares que pudieran estar dañados.

Myriophyllum o planta mil hojas
Myriophyllum o planta mil hojas

Para no estropear la planta en la poda es importante no cortar el tallo madre de la planta. Debemos separar las ramificaciones laterales. Con esta acción lograremos esquejes que se convertirán en individuos independientes de la planta madre.

Simpre debemos utilizar una tijera con lo que evitaremos dañar la planta.

La segunda cosa importante en el mantenimiento de la planta mil hojas es observar la base del tallo. En el momento en que pierda todas sus hojas o se ennegrezca es el momento para efectuar la poda evitando que se deteriore la totalidad de la planta.

Principales especies

Myriophyllum aquaticum

Originaria de Estados Unidos, América Central y Norte de Sudamérica. La especie más distribuida a lo largo de todo el mundo. Su tallo hace forma de eses continuas y sus hojas plumosas son de color verde, dispuestas a ambos lados del eje central. La copa de la planta presenta forma redondeada

Myriophyllum scabratum

De distribución similar a la aquaticum. Presenta un aspecto muy similar por lo que es fácil confundirse. las hojas no están en posición vertilicida auténtica.

Myriophyllum hippuroides

Sencilla de diferenciar de las dos especies anteriores ya que los tallos acaban en forma lanceolada, en punta, dándole un aspecto muy elegante.

Myriophyllum mattogrossense

Originaria de brasil. Presenta una coloración rojiza que la diferencia del resto. Requiere de aguas blandas o moderadamente duras con aportación regular de hiero. La adición de CO2 le es muy beneficiosa para su desarrollo.

Vídeo: Myriophyllum aquaticum
Autor: Surpan

Leer más artículos sobre plantas para el acuario de agua dulce

Share on twitter
Compartir

Deja una respuesta